Kingdom-Hearts Corazones Desunidos (Provisional)

Corazones Desunidos

Después de una espera tan larga, en unos meses tendremos en nuestras manos el ansiado Kingdom Hearts III. Pero antes de que le pongamos las mano encima, echemos la vista atrás y recorramos juntos este viaje. Una odisea por el reino de los corazones, desde sus inicios, hasta el culmen. Comenzando con los primeros títulos de la saga, Kingdom Hearts y Chains of Memories.

A principios de los 2000….

Toda historia tiene un comienzo. La de Kingdom Hearts comienza al principio del nuevo milenio. Tetsuya Nomura era en aquellos tiempos una personalidad no demasiada conocida en la industria. Es cierto que había trabajado en algunos Final Fantasy, pero principalmente se le conocía por haber diseñado al protagonista de la séptima entrega, Cloud Strife. Todo comenzó con un encuentro de Shinji Hashimoto con un ejecutivo de Disney. Lo cierto es que pocos creían que la idea funcionase, pues mezclaría elementos ya conocidos en Square, con personajes y mundos del estudio de cine norteamericano, algo impensable en aquellos tiempos.

Hironobu Sakaguchi, uno de los principales creadores de la franquicia Final Fantasy, dudaba de que esto fuese posible. Le comentó a Nomura que estos videojuegos deberían ambicionar a ser al menos del mismo nivel que la saga que el creó, lo cual era muy difícil. En esos momentos, aquella serie gozaba de una popularidad y un prestigio muy grande. El japonés insistía en que  estos videojuegos debían de tener una narrativa madura y seria. Esto no iba a ser tampoco así, pues en un principio iba a ser un juego dirigido totalmente al publico infantil, mucho más de lo que acabó siendo.

Un Sora diferente del diseño final

En estos bocetos de Sora se puede apreciar lo diferente que iba a ser el personaje en un principio. En el primero (el de la izquierda) podemos visualizar como el arma de él iba a ser una especie de motosierra, incluido el llavero que también era diferente. Podemos fijarnos que en la otra imagen (la de la derecha) en las manos ya no tiene garras afiladas. Finalmente, se descartaron los pelos en las diferentes zonas del cuerpo, incluso los de la cola. El diseño final del protagonista de la saga fue algo más infantil, aunque siempre quedarán estas curiosidades que no están de más.

Nomura tenía total libertad en el desarrollo de los personajes, pero él no quería tener problemas. Hizo su idea llevándolo a unos límites que él creía y veía factible. Aunque hoy parezca algo totalmente normal ver a los protagonistas y algunas personalidades de la serie Final Fantasy en esta saga, esto no iba a ser así. El japonés quería que todos los personajes que apareciesen en el juego fueran los que solo él iba a diseñar.

Una historia más oscura de lo que parece

* A partir de aquí hay detalles relevantes de la trama

La historia comienza en las Islas del Destino. Sora, Riku y Kairi son tres amigos que están preparándose para un viaje. Todo marcha según lo previsto, hasta que una noche una misteriosa tormenta arrasa la isla. Poco tiempo después, Sora despierta en un lugar totalmente desconocido para él, Ciudad de Paso. En este lugar, conoce a algunos lugareños y allí, se encuentran con Donald y Goofy, dos caballeros que están buscando al Rey (Mickey).

Juntos, deciden avanzar e ir a buscar a sus amigos a través de los diferentes mundos por los que pasarán. Todos ellos van superando los desafíos y enemigos a los que se enfrentan. Esto es posible con la ayuda de la Llave Espada, un arma muy poderosa y única que elige a su portador. En este caso es nuestro amigo Sora. Después de un largo y oscuro camino repleto de Sincorazón, (seres que se apoderan del corazón de los demás) llegan a Bastión Hueco, un lugar realmente funesto y repleto de oscuridad.

Caminos que se separan

Una vez allí, se encuentran con Riku. Él está dispuesto a arrebatarle el arma a Sora. Ha recorrido un camino distinto en el que le ha ayudado Maléfica, lo que significa que esa senda era la de la oscuridad, al contrario de nuestro héroe. Aunque los dos amigos querían encontrar a Kairi, cada uno lo hizo de una manera muy diferente.

Parecía que todo esto provenía de un plan de la bruja oscura. Pero no, reunir a las princesas cuyos corazones eran puros no era una idea suya, sino que era un plan de Ansem. Es un ser maligno, el principal y verdadero villano de esta aventura.

Nuestros amigos lograron vencer a Ansem. Ellos pudieron devolver la paz a los mundos y poner las cosas de vuelta a la normalidad. Aunque no todo es bueno, pues tras haber encontrado a Kairi, Sora se tuvo que volver a despedir de su amiga, una vez más.

Una base solida

Podría decirse que la serie ha ido mejorando a medida que ha avanzado. El primer Kingdom Hearts fue un buen juego. Jugablemente se veía muy sólido, aunque con una cámara muy mejorable, lo suficiente como para sentar unos cimientos. En cuanto a la magia teníamos el uso de hechizos mediante los elementos típicos y algunos más complejos como aero o magneto. Todo eso funcionaba bien, sin ser una maravilla.

También hay que decir que en elementos como las pociones e incluso algunos llaveros notaremos que es un título que bebe bastante de Final Fantasy. Esto no acaba ahí, pues reutiliza la formula de esa saga a la hora de que podamos enfrentarnos con jefes secretos más poderosos que los principales. Las invocaciones también son un aspecto en el que Nomura se fijó, pues provenía de la mítica franquicia nipona.

* Aquí terminan los detalles de la historia

Diferentes mundos, distintos aspectos

Una de las dudas que había, eran los mundos Disney que se escogerían para este título. Si bien la peculiaridad en la mayoría de estos era simplemente que nos acompañaba el protagonista de cada película correspondiente. En algunos había diferencias más importantes y significativas. Esto se demuestra en Atlántica, (La Sirenita) en el cual tenemos aspectos habituales para este lugar y con ello deberemos luchar nadando, tanto descendiendo como ascendiendo.

Otro de los mundos en los que cambia al menos en la estética de los protagonistas es el de Ciudad de Halloween (Pesadilla antes de Navidad). En este, cambia la apariencia de nuestros amigos sin tener que variar la forma en la que luchamos. Servidor piensa que es el que está mejor hecho, porque todo está en el mismo lugar que en el film y realmente parecemos que estamos casi en otro videojuego, todo ello sin perder la esencia del mismo.

Melodías inolvidables

En cuanto a la música, poco más de lo que se sabe puedo añadir. Aunque nunca está de más recordar que la compositora elegida fue Yoko Shinomura. Ella fue la encargada de componer las melodías que a día de hoy tanto conocemos. Eso fue posible con la ayuda de los arreglos en algunas ocasiones de Kaoru Wada. Digo esto porque es muy fácil atribuirle el mérito solo a las canciones.

En ese caso, la elegida fue Utada Hikaru. La cantante de pop japonesa escribió e interpretó tanto la maravillosa “Hikari”. La versión principal de este tema se ha utilizado en muchas ocasiones. Mejor aún es la versión orquestal, que suena al principio del juego.

También merece mucho la pena el “Dearly Beloved“, composición que oímos en todos los menús iniciales de cada título de la saga, todo un sello.

Final Mix

En 2002, en Japón lanzaron una versión vitaminada llamada Final Mix. Esta contenía algunos extras como batallas que no estaban en el juego original, algunas armas más y escenas que añadían un poco de profundidad a la trama principal. En Europa no vio la luz hasta 2013, cuando salió junto con la compilación “1.5 ReMix” para PS3, recientemente lanzado para PS4.

En el próximo capítulo…

Hasta aquí la primera parte de Corazones Desunidos. La próxima vez estaremos con Chains of Memories. Un capítulo que hace de puente hacia Kingdom Hearts II. ¡ Espero que os haya gustado amigos, aún estáis a tiempo de subiros al carro antes de la nueva y esperada entrega !

Article by anthohearts

Frikazo hasta la medula. Fiel seguidor de Kingdom Hearts, Dragon Ball y muchas frikadas más. No debemos mirar a este arte con marcas, sino con juegos. El tener muchas aficiones es un don, no una maldición!