PowerUps
Evil Dead: The Game

Evil Dead: The Game – Análisis PS5

Un PVP terroríficamente divertido.

Evil Dead se trata de una franquicia de películas de culto de serie B, del género de comedia de terror, además de una serie televisiva lanzada en 2014 dirigida por Sam Raimi. Su protagonista se trata de Ash Williams, un arrogante e ignorante dependiente de una tienda de electrodomésticos que, tras ir pasar a pasar un fin de semana en una cabaña abandonada en un bosque, junto a su pareja y amigos, liberan por error a un demonio tras encontrar el ”Libro de los muertos”. Esto provoca que, tras la liberación del ente, posea a sus amigos, lo que hace que Ash tenga que plantarles cara haciendo todo lo posible por sobrevivir e incluso amputarse una mano en su segunda película. De esta manera es como Ash, comienza una encarnizada lucha en la trilogía de entregas Evil Dead por devolver a estas criaturas a su mundo y vivir en paz.

Después de varios intentos, la franquicia Evil Dead vuelve a nuestras consolas, esta vez de la mano de Saber Interactive cuya experiencia dice que sabe hacer las cosas bastante bien en los juegos PvP o PvE, como hizo en World War Z: Aftermatch; el problema de este tipo de título es que si no tiene un buen apoyo por parte de la comunidad, el destino de este típo de títulos es caer en el olvido. ¿Conseguirá Evil Dead: The Game mantener enganchados a los fanáticos, y no tan fanáticos, de la franquicia?

Inspirado en el film y serie de Televisión

Básicamente, Evil Dead: The Game nos lleva a ponernos en la piel de Ash Willimas, Kelly Maxwell, Pablo Simon Bolivar, Annie Knowby, Scotty y Lord Arthur, un grupo de supervivientes que tendrán que pararle los pies al Demonio Kandariano, el cual ha abierto un portal entre la Tierra y el infierno, y cuyo resultado puede ser fatal para el destino se la tierra. Para cerrarlo, los jugadores necesitarán encontrar armas y objetos para hacerse más fuertes, recoger las páginas del Necronomicón y luego, la daga Kandariana; y usar todo eso para derrotar a los Oscuros, que están protegiendo el Libro de los Muertos, y cerrar el portal, todo mientras luchan contra el Demonio Kandariano que hará todo lo posible para que no lo consigamos.

Evil Dead: The Game en sí no tiene una trama, aunque sí que está ambientada en las películas de la trilogía y serie de televisión, llevándonos por muchos de los lugares vistos en ellas en partidas de no más de 40 minutos. Los jugadores podrán elegir entre dos modos de juego, el multijugador en sí PvP o PvE y el modo Misión. Así mismo, el modo multijugador permite elegir distintos modos de juego dependiendo de cómo o con quien queramos jugar. Desde hace relativamente poco, está disponible el modo exploración que básicamente se trata de un modo libre en el que se pueden explorar con total libertad los mapas de juego, para conocerlos o poner en practica tácticas de lucha contra los enemigos que allí se encuentran. Los demás modos son los normales de juego PvP o PvE, o el modo personalizado, con el que crear partidas a nuestro antojo.

No solamente es un multijugador

Uno de los detalles que me agradaron en Evil Dead: The Game es que, no solamente tratamos de un videojuego multijugador online, aunque no tan profundo, este videojuego cuenta con un modo en solitario, a modo de misiones y extras. Gracias a este modo, además de divertirnos recordando momentos de la trilogía de películas y otros, que se irán descubriendo, sin necesidad de estar conectados con otros jugadores, podemos conseguir aspectos cosméticos, personajes y otras sorpresas. En sí, no son nada fáciles, tienen una curva de dificultad bastante ajustada para que la experiencia no se termine demasiado pronto, por lo que de esta manera tenemos un buen aporte para cuando los servidores no estén demasiado llenos.

¿Demonio o Superviviente? Elige tu bando

Evil Dead: The Game, se trata de un juego de acción asimétrica 4 contra 1 basado en personajes y situaciones de las películas clásicas de la trilogía y la serie de televisión. La acción tiene lugar dentro de un mapa con el icónico entorno “Cabin in the Woods” y “Castillo de Kandar”, este último tras recibir la actualización ”El ejército de las Tinieblas”, en donde los jugadores pueden elegir en que bando jugar; Supervivientes o Demonio.

Los Supervivientes, tendrán que intentar pararle los pies al demonio Kandariano, para ello tendrán que recopilar las páginas del Necronomicón (El libro de los muertos) para luego poder encontrar la Daga Kandariana y, para desterrar a los Oscuros, y luego proteger el Necronomicón exorcizando al demonio recorriendo el amplio escenario a pie, e incluso en vehículos. Para ello tendrán que equiparse durante la partida explorando todas las localizaciones y consiguiendo puntos de habilidad para mejorar sus atributos durante la partida. Cuantos más enemigos eliminemos, más podremos ir mejorando nuestro personaje superviviente y plantarles cara a los demonios.

Sin embargo, los jugadores también podrán optar por jugar en el bando de los Demonios, cuyo objetivo se trata de evitar que el bando contrario complete su misión, generando trampas, poseyendo a los jugadores contrarios, creando portales y personajes jefes en todo el entorno. Al igual que los exploradores, el jugador que controla las fuerzas del mal mejorará sus capacidades durante la partida, haciéndose más fuerte a medida que la partida avanza.

Clases y personajes a tutiplen

El juego tiene 13 personajes seleccionables por la parte de los supervivientes, de los cuales cuatro de ellos hay que desbloquearlos durante el juego. Todos ellos están divididos en cuatro tipos de clases: Líder, Guerrero, Cazador y Apoyo, por lo que es importante equilibrar el equipo con cada una de ellas. Por otro lado tenemos tres tipos de demonios por el bando del Demonio Kandariano. Cada superviviente tiene una serie de atributos divididos en defensa, armas cuerpo a cuerpo, armas a distancia y ayuda de equipo. También tienen una habilidad activa, como cubrir a sus compañeros de equipo, crear amuletos o tener brevemente munición ilimitada, así como una habilidad pasiva. Por el bando del mal básicamente es lo mismo, eligiendo entre el Señor de la guerra, el Marionetista o el Nigromante, y también disponen de una serie de habilidades que se van mejorando durante el desarrollo de la partida.

Los jugadores podrán mejorar todos los personajes subiéndolos de nivel. Al finalizar la partida conseguiremos experiencia (puntos espirituales), que hará que los personajes suban de nivel, esto nos proporcionará puntos de habilidad, que se podrán invertir en mejorar u obtener nuevas habilidades. También se podrán conseguir puntos de habilidad restando puntos espirituales, aunque esto afectará a nuestra subida de nivel.

Su apartado gráfico crea una gran atmósfera

En el aspecto gráfico tengo que decir que el trabajo del estudio está a un gran nivel, los personajes tienen un gran parecido a los de la franquicia y los escenarios están muy bien diseñados, creando una atmósfera aterradora gracias a un excelente uso de las luces y las sombras, y efectos de todo tipo como la sangre, o el reflejo del fuego en nuestros personajes, simplemente me encantan. Además, el conjunto de animaciones están muy trabajadas, desde las más simples hasta las más espectaculares cuando rematamos a enemigos que, a decir verdad, son bastante variadas ya que dependerán del arma de combate cuerpo a cuerpo con la que lo hagamos para llenar el entorno de partes del enemigo y sangre al más puro estilo película serie B.

En la parte técnica, el juego rinde a la perfección, apenas nos encontramos fallos durante la partida, y la acción se desarrolla perfectamente aun habiendo cantidad de enemigos y partículas en pantalla. Además, nos encontraremos con efectos climatológicos cambiantes, aunque la partida siempre se desarrolla de noche, podemos encontrarnos en escenarios en los que llueva, caiga nieve o efectos de niebla por momentos, lo que hace que no pueda dejar de elogiar este apartado.

Finalmente, en lo que respecta el apartado sonoro, aunque no esté al mismo nivel que el gráfico, cumple su función perfectamente, con temas musicales originales de las películas, o un nuevo tema titulado “Come Get Some”, compuesto por el legendario rapero de Wu-Tang Clan y fanático de Evil Dead, Method Man. Tampoco podían faltar las melodías ambientales, que casan perfectamente con la acción y crean una atmósfera de tensión constante durante las partidas, efectos sonoros de todo tipo y voces originales de los actores de la franquicia (en inglés) que, no me cabe duda que hubieran quedado algo mejor si hubieran llegado en castellano.

Conclusión

Evil Dead: The Game se trata de un juego con mucho potencial, un tributo dedicado a los fans no se deberían perder y que abre las puertas a los que aún no conocen a esta queridísima franquicia. Un título que destaca por su jugabilidad directa y lo bueno de su apartado técnico y que además, se reserva algún que otro susto inesperado que nos hará sobresaltarnos.

Sin embargo, habrá que esperar cuanto tiempo se mantiene vivo, recibiendo nuevos contenidos que consiga mantener a los jugadores activos o que vuelvan una vez lanzados, aunque de momento, no hay que buscar demasiado, y eso ya es una buena señal.

8,5

*De acuerdo con nuestra política, informamos a nuestros lectores que este título ha sido analizado gracias al envío de una copia de prensa por parte de BestVision PR.

Foto del avatar

Alberto

CEO PowerUps. Jugador de la vieja escuela, lector de todo lo que cae en mis manos y apasionado de los indies. "Los videojuegos ya no son como los de antes".