PowerUps

Presentado un tráiler comparativo entre The Last of Us Parte I 2013 y el remake, a las puertas de su lanzamiento

The Last of Us Parte I

El remake The Last of Us Parte I sacará partido de las características únicas de PlayStation 5.

Sony Interactive Entertainment ha presentado un nuevo contenido en el Blog Oficial de PlayStation, centrándose en las grandes diferencias entre The Last of Us, de 2013, y The Last of Us Parte I, el remake que saldrá a la venta el próximo 2 de septiembre. En este post, además, se desarrolla el crecimiento de Naughty Dog, el estudio de desarrollo del videojuego, en los últimos 10 años. Esta década de logros y crecimiento tecnológico se ha canalizado a través de la potencia de PlayStation 5 para rediseñar el clásico desde cero.

La pregunta sobre qué diferencia a The Last of Us Parte I del título estrenado en 2013, o de The Last of Us Remasterizado, ha sido una común entre los fans del juego. En este contenido, Shaun Escayg, director creativo del juego, expone el punto de vista del estudio: «En mi opinión, lo que hace que esto sea un remake y no una versión mejorada es la suma de sus avances. No se trata simplemente de los mismos personajes, entornos, dirección artística etc. en un hardware superior. Lo hemos rediseñado completamente todo, desde la dirección artística, la iluminación, la tecnología [de iluminación] hasta los diseños de los personajes. Hemos puesto en práctica todo lo que hemos aprendido en la última década desde que lanzamos el original y hemos utilizado esa nueva tecnología para crear algo que se mantenga fiel al original pero rediseñándolo para adaptarlo a la actualidad», explica.

Además, el combate y el sonido también han visto mejoras. La obra original se aseguraba de que no hubiera dos batallas y dos partidas iguales, The Last of Us Parte I expande esto a un nivel superior gracias al hardware de PlayStation 5. Así lo asegura John Bellomy, el programador principal: «Podría decirse que muchos de los cambios en el sistema de combate se han logrado cogiendo elementos que teníamos que combinar [en el original]. Hay secuencias en el juego original que han sido establecidas previamente y que funcionan de un modo muy concreto. En The Last of Us Parte I cogimos esos combates y aplicamos el motor de la IA y una serie de herramientas para hacerlos más realistas», comenta.

El remake The Last of Us Parte I sacará partido de las características únicas de PlayStation 5, como los gatillos hápticos, la vibración háptica o el audio 3D. Además, dispone de dos opciones gráficas: el modo resolución, que funciona a 4K nativo y 30 FPS, o el modo rendimiento, con 4K dinámicos y 60 FPS.

The Last of Us Parte I llega a PS5 el próximo 2 de septiembre y ya está disponible para reservas a través de PlayStation Store y en tiendas.

Foto del avatar

Alberto

CEO PowerUps. Jugador de la vieja escuela, lector de todo lo que cae en mis manos y apasionado de los indies. "Los videojuegos ya no son como los de antes".