PowerUps
Rune Factory 5 análisis

Rune Factory 5 – Análisis Switch

Una excelente evolución que sufre en su rendimiento.

Estamos a casi 10 años desde que el último título de Rune Factory fue lanzado y que finalmente Marvelous junto con XSEED nos alegra el mes con la llegada de la quinta entrega de esta mítica franquicia. Cabe recordar que Rune Factory 4 fue lanzado originalmente en la casi extinta Nintendo 3DS el pasado mes de julio del 2012 con una llegada a occidente el año posterior. Asimismo, este juego recibió un relanzamiento en las demás plataformas y que en su momento tuve el honor de analizar aquí.

Debo decir que hice una vida plena y eché raíces en Rune Factory 4, así que mi objetivo en este quinto título es similar. Aquellos ajenos a la franquicia, puedo decirles que estamos ante un título que se encuentra en la misma línea que Story of Seasons y el mítico Harvest Moon, mas va por una vía un poco distinta. En razón que además de ser un simulador de granja, cuenta con mecánicas RPG y combate.

La historia es fiel a la fórmula establecida en la franquicia

Aquí iniciamos con nuestro personaje que llega a un mundo desconocido con amnesia, en donde desconoce todo salvo su nombre que es el que nosotros indiquemos. En nuestro primer acto heroico rescatamos a una pequeña llamada Hina, nuestro enfrentamiento nos deja debilitados, por lo que Hina nos lleva a su pueblo llamado Rigbarth.

Los lugareños nos reciben con los brazos abiertos, inmediatamente y voluntariamente a fuerzas somos reclutados para formar parte de la organización SEED, un grupo de voluntarios que se decidan a proteger el pueblo de los monstruos y a apoyar a los habitantes de Rigbarth en un sinfín de tareas.

Así es como arranca la historia, en donde conoceremos una amplia cantidad de waifus y husbandos, cumpliendo misiones de recadero como deshacernos de monstruos o llevar medicamentos a enfermos. SEED es el manitas del pueblo, en realidad solo nuestro personaje, ya que el grupo sufre de escasez de personal.

Aquellos veteranos de la franquicia, aquí estaremos como en casa con personajes agradables algunos un poco odiosos, pero todos y cada uno de ellos con un encanto que los distingue. La narrativa avanza a cuenta-gotas hasta que la trama nos sumerge de lleno en la trama principal. El juego nos da total libertad de realizar las misiones que impulsan la narrativa para dedicarnos a encontrar nuestra pareja romántica.

Tenemos una muy buena cantidad de eventos, festivales de temporada, creación de objetos y exploración de mazmorras. En el mapa se nos marcarán los puntos de interés que impulsan la narrativa, así que difícilmente le perderemos el hilo. El objetivo del juego es disfrutar de la vida tranquila del campo en un mundo de fantasía en donde nosotros somos el arquitecto de su desarrollo.

La jugabilidad está bien enriquecida con actividades que nos entretendrán por horas

Estamos ante un juego de aventura de simulación de granja y RPG ligero, en donde exploraremos su mundo único con una perspectiva 3D. Nuestro día a día está conformado de una rutina que combina agricultura, pelear y acrecentar el afecto con los demás. El juego no nos lleva de la mano con tutoriales y al comienzo solamente nos muestra lo básico, de nosotros depende curiosear aprendiendo a prueba y error.

Actividades como deshacernos de piedras, cortar leña, ir de pesca, plantar y regar los cultivos; será nuestra rutina diaria que jamás se vuelve aburrida, asimismo, luego de dominar lo básico y haber avanzado en la aventura, tenemos la posibilidad de delegar la carga de trabajo a monstruos domesticados. Toda actividad que realicemos nos hará subir de nivel, por lo que constantemente recibiremos una recompensa en nuestras acciones.

Tendremos cuatro estaciones, en donde casi a diario sucede algo interesante en Rigbarth, como festivales o cinemáticas en donde nos veremos envueltos en ayudar a otros aldeanos. Realmente, es difícil aburrirse. Lo que puede retardar nuestro progreso es nuestra vitalidad que se verá reducida por acciones como uso de magia o en la minería de material. La cual podremos reponer consumiendo ítems.

En el combate al visitar mazmorras, tendremos una movilidad estilo hack’n’slash sencillo de dominar. Estaremos acompañados durante estas expediciones, siendo necesario tener una buena relación con las personas para que accedan a irse de aventuras con nosotros. Entre el armamento a disposición hay un amplio abanico de opciones; desde espadas largar o cortas, bastones mágicos, hachas, lanzas, martillos, por mencionar algunas.

Desde luego que hay peleas contra jefes, las cuales me han dejado flipando de tanta acción. El título en sí mismo no es difícil y en cualquier momento podemos ajustar la dificultad si se vuelve muy desafiante. Las peleas básicamente debemos aprender los patrones de ataque enemigo, contraatacar en el momento idóneo y portar el mejor equipamiento.

En la creación de objetos, será necesario aprender las recetas consumiendo pan de recetas que compraremos en las tiendas. Algo que facilita mucho esta parte del juego. De igual modo tenemos acceso directo al cambio de herramientas sin abrir el menú y la posibilidad de ubicar toda la leña y piedra en la caja de un solo tirón.

El matrimonio se ha modernizado y tendremos hijos sin importar nuestra pareja.

Tenemos viaje rápido que nos ayudará a salvar distancias al querer llegar a un sitio en especial, incluso dentro de Rigbarth. Debo decir que, a pesar de tener una gran cantidad de misiones, no tendremos nuevas hasta que completemos la que tengamos entre manos.

Ahora, sobre las relaciones interpersonales, los niveles de amistad se incrementarán platicando o regalando cosas a los personajes diariamente. Con diálogos nuevos cada vez que interactuemos, algo que hace que valga la pena hablarles y como ya lo dije en párrafos anteriores cuando llegamos a cierto nivel de amistad, accederán a acompañarnos en misiones.

De igual manera, al tener la relación en un nivel lo suficientemente alto podremos casarnos con cualquier hombre o mujer, sí, se permite relaciones entre el mismo sexo.

La campaña principal la podemos terminar en alrededor de 35 a 45 horas aprovechando a tope cada día. En la etapa de pos-juego habrá algunas novedades como volver a enfrentar jefes en una dificultad mayor, superar misiones pendientes y crear todo ítem que hayamos dejado pendiente.

Por cierto, podemos tener hasta 3 hijos a diferencia de los anteriores juegos donde solo podíamos tener 1, incluso si nuestra pareja es del mismo sexo un evento especial sucederá en donde podremos hacernos de un infante.

Visualmente es hermoso, aunque tiene un costo

Rune Factory 5 tiene ese estilo anime 3D que mola en los personajes, no nos encontraremos con personas feas o poco agraciadas. Mas los entornos se perciben desactualizados con texturas poco detalladas y planas.

El juego corre a una resolución de 1080p a 30 fps en una Nintendo Switch. Con un rendimiento muy pobre con caídas en los fotogramas por segundo constantemente. Esto sin mencionar las pantallas de carga que rondan los 4 a 8 segundos, las cuales afortunadamente son tolerables.

Asimismo, en algunos enfrentamientos contra jefes notaremos ciertos retrasos mientras realiza un ataque fuerte. Realmente me ha sorprendido lo poco currado que está el juego en este apartado y no me habría sido malo que se le dedicará un poco más de tiempo a mejorarlo antes de su salida.

Las melodías son agradables y transmiten tranquilidad, incluso en momentos tensos

En lo musical el título cumple sin destacarse, por fortuna no se vuelven odiosas y nos acompañan en nuestro día a día. La mayoría de las melodías tienen ese toque de vida en el campo, que nos hacen sentir tranquilidad y en los momentos de acción se vuelven ligeramente más dinámicas.

Rune Factory 5 cuenta con actuaciones de voz en inglés y japonés, ambas pistas de audio son agradables, pero, mi elección fue la japonesa al tener una mejor integración de los personajes y una actuación bastante mejor como si estuviéramos dentro de un anime.

Respecto a los textos y menús, aquí es nuestro gran punto de quiebre. Ya que no hay traducción en castellano. Una tristeza que no sea tomada en cuenta la audiencia hispana, la barrera del idioma podría significar una gran pega, en razón que es necesario tener un nivel un poco por encima del básico en comprensión del inglés para poder disfrutar de la interacción y de la aventura.

Conclusión

Rune Factory 5 es una aventura de vida en el campo con toques de acción y RPG que vale la pena disfrutar tanto para veteranos como para recién llegados. Su narrativa avanza a nuestro ritmo sin apresurarnos y nos ofrece lo suficiente para mantenernos enganchados con personajes encantadores.

En el estilo de juego nos ofrece un sin número de actividades de creación de ítems, combate, entre otras que nos tendrán entretenidos por horas y que para nuestra alegría no se vuelven monótonas.

A pesar de no tener el mejor rendimiento, es una experiencia que se vuelve adictiva, cuenta con buen contenido pos-juego que nos alienta a seguir jugando. Nos ofrece doblaje en inglés y japonés, así como textos solamente en inglés.

9

*De acuerdo con nuestra política, informamos a nuestros lectores que este título ha sido jugado gracias al envío de una copia de prensa por parte de Decibel PR. Se jugó la versión 1.0.1

Hugh Belmont

Autor madrileño 2.0: Abogado de día, videojugador de noche. Amante de los juegos de plataformas, acertijos, RPG por turnos y un poco más. Iba ser un videojugador profesional, pero me lastimé la rodilla. Email: goukiyaga+PUPS@gmail.com