PowerUps

Those Who Remain – Análisis PC (Steam)

ruleta online

Those Who Remain – Quédate en la luz

El equipo de Camel 101 nos trae a consolas y ordenadores Those Who Remain, un título de «terror» ambientado en el pequeño pueblo de Dormont donde la luz y la oscuridad juegan un papel muy importante. Los desarrolladores son los mismos del juego de terror Syndrome, el cual en su día nos dejó un poco a medias en algunos aspectos, pero que se le podía dar una oportunidad, y por eso se la hemos dado a Those Who Remain. A lo largo de este análisis os contaremos si Those Who Remain merece la pena, o también se queda a medias.

Dormont, la ciudad de la oscuridad

En el juego controlamos a Edward, una persona que desde el primer momento nos dejan claro que no está en su mejor momento. Parece que ha perdido a alguien, ha caído en el alcoholismo, sigue haciendo daño sus seres queridos y quiere acabar de una vez por todas. Entonces recibe un mensaje de texto de una mujer que dice que le espera en el motel de Dormont y tendrán la noche para ellos solos.

Quería alegraros el día.

Sin embargo, al llegar al motel ya comienzan a suceder cosas extrañas. Parece que no hay nadie en el motel y, para colmo, nos roban el coche. Al intentar seguir al coche se apagan todas las luces, unos misteriosos entes de ojos azules con herramientas de cosecha en mano se vislumbran en la oscuridad, y una misteriosa voz nos dice «Quédate en la luz«.

A partir de este momento, digamos que comienza el juego. La historia está interesante, descubriremos que son estas presencias mientras resolvemos el misterio que rodea a este pequeño pueblo y sus desapariciones. Todo parece girar en torno a Annika, una niña que llegó al pueblo junto a su madre pero que un día apareció muerta y parece que nadie ha querido tomar cartas en el asunto.

A lo largo de la historia iremos descubriendo todo el misterio que rodea a Annika y el pueblo, pero también nosotros tendremos que ver un poco. Tendremos varios momentos en los que decidir sobre la vida de la gente en base a una serie de pistas, y es lo que marcará el final de la historia. Como digo, el concepto/idea está muy interesante, pero… falla en todas partes.

Buen planteamiento, pésima ejecución

Todo lo que podemos hacer en el juego se reduce a 2 acciones básicas: andar y mover objetos. Con tan solo esto, se desarrolla todo el juego, lo que acaba convirtiéndolo más en un «walking simulator» que en una aventura centrada en el terror. Y realmente esto no es lo que falla en el juego, de hecho, ojalá todo hubiese sido más orientado a un «walking simulator» y más centrado en la narración.

Su principal problema viene de que lo hace todo de una manera muy mediocre, así de claro. La atmosfera no da absolutamente miedo, las presencias te acaban dando completamente igual y cuando ocurren eventos «importantes» no es que sean la gran cosa. El juego solo gana un puntito de camino al final, cuando comienza a ser un poco más locura y empiezas a entender lo que ha pasado, pero es que para entonces te da igual casi todo.

Para que os hagáis a la idea, aparece un enemigo que sí, que te persigue, y aparece un par de veces, pero es que da igual, te dedicas a hacer lo que toca y corres, ya está. Incluso puedes despistarle a poco que lo conoces, por lo que su presencia es casi innecesaria. Solo aporta un pequeño giro en cuanto a la historia de camino al final.

Las presencias siempre están en la oscuridad, no hacen nada más, simplemente están. No dan miedo, no interactúan contigo a menos que te metas en su radio de acción, por lo que parecen un prop más del nivel.

El juego casi siempre te dice por dónde ir, ya que se basa en ir encendiendo luces para avanzar. Sí que de vez en cuando te meten algún puzle, que no están mal de hecho y casi se agradecen, pero es casi lineal en ese sentido. Lo único que de verdad se agradece es cuando hay documentos que leer, información respecto a lo ocurrido o los puzles, clara muestra de que igual debería haberse vendido y orientado más a un «walking simulator más tranquilo».

No termina de alcanzar su potencial

También tiene mecánicas poco explotadas, como es el cambio de mundo. Algo similar a lo que pasa en Stranger Things con el Upside Down, pero en este juego. Podemos cambiar entre dimensiones, y según lo que hagamos en una, cambia en la otra. Esto solo se usa como recurso en un par de ocasiones contadas, mientras que el resto es como una mera transición entre mundos para llegar a una nueva zona, o huir de algún «peligro».

La mecánica de usar la luz para poder avanzar, también está como muy… por estar. El 99% de ocasiones la luz es la que te guía y es muy, pero que muy difícil, que te vayas a un sitio sin luz a morir. Básicamente todas las puertas tienen cerca un interruptor o hay alguna fuente de luz cercana que nos ayuda a pasar. La gran mayoría de veces bastará con acercarte y… darle al interruptor. Al final es que se reduce a eso, enciende una luz y avanza.

Los únicos buenos momentos de lucidez del juego es cerca de una decisión o esos momentos de historia en los que conocemos a los «demonios» que hay en Dormont, pero por lo demás… Se queda en algo excesivamente sencillo.

Otra cosa de la que podría haber sacado algo de provecho sería mediante el sonido, pero tampoco es que cumpla. Sonidos justos y necesarios, banda sonora sencillísima…

Técnicamente está simplemente aceptable

Hablando un poco de optimización y demás, bueno, el juego rinde bien bajo una GTX 1060 6GB y un Ryzen 1600x, sin ningún tipo de problema. No me he dedicado a probar el juego en diferentes resoluciones más que 1080p, principalmente para no alargar mi experiencia más de la cuenta. Siempre hemos tenido 60 FPS estables y la carga de la gráfica entre un 50 y un 70%.

Gráficamente no está mal de hecho, se ve bastante bien incluso en 720p, así que en este sentido no tengo mucha queja. Sin embargo, donde más problema encuentro es en su traducción, la cual se acerca bastante a una traducción rápida de Google. En estos casos prefiero jugar en inglés, sinceramente, no me parecería tan malo.

Conclusiones

Those Who Remain viene con una buena idea en la cabeza pero que no se ha sabido plasmar de buena manera como videojuego. Pretende más de lo que realmente llega a conseguir, y eso acaba haciendo que la experiencia final sea bastante mala. Creo que deberían haber orientado el juego de otra manera e incluso quizá alejarse del «terror» que no consigue nada. Sí, la historia es buena, pero debido al completo no se puede disfrutar como se debería. Es una auténtica pena, porque pensé que este juego podía tener algo más de potencial, pero… al igual que pasó con Syndrome, se queda muy a medias.

Nota: 5.5/10

*De acuerdo con nuestra política, informamos a nuestros lectores que este título ha sido analizado gracias al envío de una copia de prensa por parte de Heaven media.

Blansi

Blansi

Co-Administrador de PowerUps. Jugón desde bien pequeño y amante de los Survival Horror y RPG. Puedes leerme en Twitter o verme jugando por Twitch. Contacto: blansi@powerups.es