PowerUps

Zanki Zero: Last Beginning – Análisis PS4

¿Serás capaz de sobrevivir y restaurar la humanidad?

El incremento de novelas visuales en la industria es algo común en los últimos años. Algunas más destacables que otras, y alguna que incluso te preguntas como ha llegado al mercado. Es un género muy de nicho y más en territorio europeo, motivo por el que cuando las recibimos suele ser uno o más años más tarde. En este caso vamos con Zanki Zero: Last Beginning, una mezcla entre visual novel y dungeon crawler, cuyo productor es el mismo responsable de la saga de novelas visuales de Danganronpa, Yoshinori Terasawa.

8 vidas hasta la extinción humana.

[dropcap]Z[/dropcap]anki Zero: Last Beginning como todo juego encasillado en el género de novela visual, debe tener como principal atractivo una historia que enganche al jugador, y por suerte la tiene. Todo comienza con la historia de Haruto Higurashi, un joven editor en una revista que decide acabar con su vida tirándose desde lo alto del edificio, pero lo que no se esperaba es que estuviese a punto de comenzar una nueva vida.

Después de un extraño suceso entre agua y lucecitas, despierta en una isla donde le esperan los otros 7 protagonistas quienes tampoco tienen idea de cómo llegaron allí. “Garage Island” es una pequeña isla con un garaje donde hay una televisión y una extraña máquina, la “Extend Machine”. Una vez se nos pone al día sobre lo que se sabe y quienes son cada uno, se ponen de acuerdo para colaborar, aunque siempre queda la sospecha de que alguien miente. Alguien esconde algo…

La televisión del garaje emite un programa llamado “Extend TV” que será el encargado de guiar a los “jóvenes” en su misión de supervivencia y restauración de la humanidad, aunque al poco descubren que nada es como esperaban, incluidos ellos mismos.

Entrando en ligeros spoilers para que se pueda entender cuando hable de jugabilidad, los jóvenes son clones con un ciclo de vida inicial de 13 días en los cuales se pasa por las diferentes etapas de vida, de niño a viejo y morir, reiniciando el ciclo. Todo gracias a la “X-Key” que tienen en el ombligo, que guarda sus recuerdos y a la “Extend machine”, que se encarga de generar estos clones mientras se disponga de su X-key tras morir. Es decir, volvemos una temática muy actual: Vivir, morir y volver a la vida para acabar la tarea.

Si bien es cierto que durante las 2-3 primeras horas de juego, el ritmo es algo lento, más adelante empieza lo bueno. La historia se empieza a complicar, muchas tramas a seguir, mucho giro inesperado y mucha acción. Su duración puede superar las 20 horas perfectamente si os dedicáis a conseguir objetos y explorar a fondo.

Las ruinas y los pecados

Como si de un apocalipsis bíblico se tratase, los personajes tendrán que enfrentarse a sus pecados. A lo largo del juego emergerán diferentes ruinas y zonas, una por capitulo. Estas ruinas, que pertenecen cada una al pecado de cada personaje, será nuestro terreno de acción y también núcleo del desarrollo de la historia. No solo se enfrentarán a sus “pecados” sino que también les ayudará a recordar mediante una serie de cintas de vídeo y resolver el misterio que rodea a la máquina de clonación y el fin del mundo.

Una vez vamos avanzando por los diferentes capítulos de la aventura os aseguro que vais a quedar enganchados a la historia, la cual está llena de una atmósfera bastante oscura y siniestra, completa de misterio y, sobre todo, de camino al final no vais a querer parar. Como si hubiesen puesto una nueva temporada de vuestra serie favorita en Netflix, que sentís la necesidad de terminarla, pues así es como veréis la historia, que sin duda es su mejor punto. Me gustaría más hablar de esta historia, pero creo que a poco que dijese, desvelaría algo esencial y prefiero no hacerlo, es mejor que lo hagáis por vuestra cuenta, pero os aseguro no decepciona.

Alejándose de la novela visual más estándar

Como comentaba al principio, Zanki Zero también tiene una parte, bastante importante, de dungeon crawler. Pero no se queda ahí, también tiene otra parte de gestión y supervivencia. El juego tiene muchas mecánicas más sencillas de fondo, que, aunque al principio puedan abrumar, luego te acostumbras.

Comenzando por la parte de supervivencia, los personajes tendrán hambre, por lo que tenemos que conseguir comida y bebida, ya sea cazando enemigos o de nuestro huerto y luego cocinarlo. Pero eso hará que nuestros personajes tengan necesidades, por lo que habrá que ir al baño de vez en cuando. Y no acaba aquí, los personajes se estresan y también se cansan, además del propio efecto del envejecimiento rápido.

Para evitar que se cansen, hay que darles comida, pero cuidado porque si son alérgicos mueren. Si es su comida favorita, también les reducirá el estrés, pero si es algo que no les gusta incrementará. También hay que dormir para recuperar vida, pero esto agotará la energía (cosa que no entiendo). Si sumamos el tener que controlar la balanza entre la energía, el estrés y las ganas de ir al baño, junto al constante crecimiento de nuestros personajes días tras día, se nos puede complicar, sobre todo en dificultades más altas.

Que hablando de dificultades, no hay de qué preocuparse, es un juego para todos los públicos por así decirlo. En esta versión para EU se ha incluido una revisión de la dificultad, la cual está distribuida en 5 niveles diferentes. El nivel I, el más fácil es un modo hecho para aquellos que quieren saltarse toda la parte de acción e ir más directos, no habrá más que los enemigos obligatorios y morirán de un golpe, además de no bajar nunca la energía, por lo que es un paseo para solo ver la historia.

Los otros 4 niveles de dificultad, progresan en dificultad. Empieza a haber enemigos, más poderosos cada vez, más trampas por los escenarios, mejores recompensas, nuestros personajes se cansarán antes, etc. Por lo general he jugado en dificultad III y no se ha complicado en exceso si tienes en cuenta los parámetros mencionados con anterioridad, además a poco que sepas moverte podrás esquivar los golpes, ya que es un dungeon crawler con tiempo activo no por turnos. Eso sí, la mejor experiencia es entre IV y V, donde los enemigos son un auténtico reto y las recompensas son lo mejor.

Si es bueno como novela, también lo es como dungeon crawler

He mencionado bastante este apartado de Zanki Zero: Last Beginning pero no he entrado a detallarlo, y es el momento. Los que no sepan que es un “Dungeon Crawler” es básicamente un género casi “extinto”, en el que un grupo de personajes explora diferentes mazmorras, normalmente sin saber que hay a cada paso y por turnos, el mapa se desvela según lo caminamos y, por lo general, suelen tener una dificultad ajustada.

En Zanki Zero al principio parece que esto se simplifica a simplemente avanzar, y matar… Pero eso solo pasa al principio. Según avanzamos esta parte del juego se vuelve algo más compleja, con más cosas a tener en cuenta y un incremento de secretos y puzles bastante elevados. El tiempo en las mazmorras es continuo, los enemigos se mueven hagas tu o no un movimiento, y eso juega también a nuestro favor, junto al sistema de combate. Para pegar a los enemigos basta con pulsar el botón cuadrado o bien mantenerlo para cargar ataques y hacer uno conjunto, eso sí, con tiempo de espera entre ataque y ataque.

Por tanto, si dominamos el movimiento, tanto vertical como horizontal, el combate nos será bastante fácil, incluso en dificultades más elevadas, donde de 1 o 2 golpes mueren nuestros personajes. Sin embargo, hay que seguir con cuidado, a mayor dificultad más trampas tienen los escenarios, muchas de ellas bastante difíciles de detectar, por lo que hay que ir con sumo cuidado en terreno inexplorado.

Los enemigos soltarán objetos al eliminarlos, pero tendremos límite de peso según la edad del personaje, aunque vamos con los 8, así que 4 se usan en combate y 4 de mulas de carga. Al final de cada mazmorra habrá un jefe, con el que acaba el capítulo actual. Obviamente, los personajes suben de nivel y tienen habilidades para mejorar sus características, así como ciertos bonus por morir de diferentes maneras.

Otra de las cosas más interesantes que he visto en este apartado, es que no solo vamos a pegarnos y resolver el misterio, en el camino podemos inspeccionar en busca de documentos que aportarán un extra a la historia y nos ayudarán a encajar algunas cosas, o al menos hacernos a la idea.

Pero… ¿Para qué sirven los objetos?

Construye tu base y equípate

Para terminar este texto sobre Zanki Zero: Last Beginning, voy a hablaros brevemente de que se hace con estos objetos. Una de las habilidades que se puede adquirir es la de construir, con ella mejoraremos los diferentes edificios de la isla. Estos son una cocina, un almacén, un taller, habitaciones y el baño.

Con cada mejora el servicio que estas ofrecen, siendo muy crucial la cocina, el baño y el taller. Especialmente la cocina para hacer mejor y más comida, y el taller para hacer equipamiento mejor para ir a explorar las mazmorras, así como mejorarlo.

Y bueno, realmente poco más que añadir a esta aventura tan completa, tras acabarla se nos dará la opción de una nueva partida + en la que se nos guardarán los puntos de habilidad, puntos en la máquina de revivir (si, cuesta puntos revivir, pero suelen sobrar…) y los bonus que los personajes obtienen por morir.

Conclusiones

Zanki Zero: Last Beginning me ha sorprendido bastante para bien. Pese a que el juego comienza algo lento, hasta el capítulo 2-3 no empieza a tener un buen ritmo, acaba resultando ser una buena mezcla entre los dos géneros. La historia merece mucho la pena y la parte de dungeon crawler, pese a que me hubiese gustado con más profunidad, es suficiente para romper esa parte tan clásica de “solo dialogo” de muchos de estos títulos. 

Reconozco que no soy muy fan de las novelas visuales, pero Zanki Zero: Last Beginning me parece un buen ejemplo a seguir para las siguientes novelas visuales que vengan, tanto dentro como fuera de Spike Chunsoft. Como todo, siempre es mejorable, pero sin duda es un título al que deberías darle la oportunidad. Un último punto que añadir, es que estaría bien que algún día llegasen con textos en castellano, pero es mucho pedir.

*De acuerdo con nuestra política, informamos a nuestros lectores que este título ha sido analizado gracias al envío de una copia de prensa por parte de Koch Media

Blansi

Contact and review codes (PC & PlayStation): blansi@powerups.es