PowerUps

Horror Globes – Análisis PC (Steam)

ruleta online

Horror Globes y los dulces de Halloween

El equipo detrás de Lapso, IslaOlivaGames, nos ha sorprendido a todos este Halloween con una grata sorpresa, Horror Globes. Este pequeño juego de terror forma parte de una serie de títulos que están desarrollando, como si estuviésemos viviendo “Pesadillas” en formato videojuego, así que podemos decir que esto es solo la punta del Iceberg. Esta primera entrega, con temática correspondiente a Halloween, nos pone en los pies de un niño que quiere saber cuál es el ingrediente secreto de los caramelos de cierta persona del pueblo, aunque con un pequeño giro de guion que no desvelare. En este breve análisis abordaremos lo que nos ha parecido Horror Globes.

¿Qué tendrán estos caramelos?

El concepto inicial de Horror Globes es bastante sencillo, el chaval se aventura a saber cuál es el ingrediente secreto de los caramelos de Halloween que hace una conocida mujer, pero sobre la que hay muchos rumores. Ya sabéis, esa típica señora que vive apartada, que todos tachan de bruja y acaban relacionando con cualquier cosa mala que ocurre. Aunque quizás… no están muy desencaminados.

Nuestro objetivo en esta aventura de terror es recoger los caramelos que hay por el nivel mientras intentamos averiguar qué es el ingrediente secreto de los mismos. Pero claro, ni va a ser tarea fácil para un niño, ni va a ser el ingrediente que puedes esperar de unos caramelos normales. Spoiler: no es azúcar.

Durante nuestro corto paseo por el terreno de esta ¿señora?, nos veremos perseguidos por un enemigo que, asusta más cuando no quiere, que cuando quiere. De hecho, es el punto que más me ha agradado junto a una atmosfera muy bien realizada acompañada de manera perfecta con sonido espacial, mucho más inmersivo.

Corre, agáchate y busca bien

La jugabilidad de Horror Globes no es muy complicada: moverte con WASD, mover la cámara con el ratón, interactuar y agacharte. Eso sí, pistas no da en exceso a menos que te aventures a explorar el terrible jardín lleno de calabazas que iluminan sin fuego. De hecho, es gracioso, porque me perdí un poquito un par de veces, y tuve que ponerme a correr por fuera hasta encontrar alguna cosa que me permitió avanzar.

Nuestro protagonista tendrá miedo, y es que la presencia que le sigue es ligeramente agresiva. Para evitarla tenemos que estar en interiores o bien usar la clásica técnica de relajación: si me agacho y no miro no hay nada. Igual que si te tapas con la sábana, el mismo efecto. Si nos consigue atrapar, la partida acabará y cargará nuestro último guardado, los cuales, son manuales.

Por la parte que toca a los acertijos, no son excesivamente complicados. Principalmente se rige por el uso de objetos para avanzar, exceptuando algún momento clave como los cuadros, donde tendremos que “resolver” el acertijo. Ya digo, son sencillos, pero efectivos. Es un juego corto y es casi mejor ir directo que dar muchas vueltas y frustrarte.

El miedo a lo que no se ve

Antes dije que la atmosfera del juego está bastante bien construida, y es que aprovecha de muy buena manera la localización para crear un punto de tensión continuo. Visualmente, el juego es oscuro, aunque tengamos una linterna, esta no ilumina toda la pantalla y los bordes quedan expuestos. La distancia a la que el jugador puede ver tampoco es infinita, creando angustiosas decisiones en nuestro avance.

Por poner un ejemplo, en la casa, hay ventanas que se pueden abrir y cerrar, pero es que te da cosa simplemente acercarte a una porque parece que va a pasar algo. Algunos pasillos largos tienes la angustia de no saber a dónde llevan ni lo que hay al fondo. Aunque principalmente el mayor punto es el exterior, una mezcla de bosque y montaña, con terreno muy irregular y muy poco iluminado.

A este apartado  se le suma un par de calabazas a lo lejos que causan un poco de mal rollo, los periódicos con los informes de niños desaparecidos, la fantástica presencia que de vez en cuando vendrá hacia nosotros o pasará de fondo correteando, cosa que sí que no hace ninguna gracia.

El miedo a lo que se oye

Y otro factor de esta pequeña aventura de terror es el comentado audio espacial,  que genera una atmosfera mucho más inmersiva y lo bueno es que es disfrutable con cualquier auricular medianamente decente. En el caso de Horror Globes puedo afirmar que es una característica bien explotada, y es que lejos de colarte un típico “jumpscare” con el sonido, te mantiene en tensión. Ramas crujiendo, el viento que corre entre los árboles, el sonido de las maderas viejas, algún trueno incluso… Es de ser un poco mala gente estar muy concentrado en el juego y que, solo mediante sonidos, te asusten más que con cualquier otra cosa.

Lo mejor es que, jugando con auriculares, y ligeramente concentrado, te metes bastante en el mundo de Horror Globes. El sonido está excelentemente conseguido y es, con diferencia, lo que más me ha convencido del juego.

Conclusiones de Horror Globes

Horror Globes es de estas pequeñas aventuras de terror que están bien construidas, un ejemplo de que se puede seguir haciendo terror sin tener que recurrir constantemente a los jumpscares. Sabe aprovechar muy bien lo que tiene a mano para crear una buena atmósfera de terror y tensión. Estamos hablando de un juego que te puede durar cosa de 1h y media, y que con tan poco ha sabido mostrar bastante sobre lo que pueden hacer. Si el resto de las entregas sigue estos pasos, podemos estar seguros que serán buenas

Nota: 8/10

*De acuerdo con nuestra política, informamos a nuestros lectores que este título ha sido analizado gracias al envío de una copia de prensa por parte de IslaOlivaGames.

Blansi

Co-Administrador de PowerUps. Jugón desde bien pequeño y amante de los Survival Horror y RPG. Puedes leerme en Twitter o verme jugando por Twitch. Contacto: blansi@powerups.es

Prozis gaming








Síguenos en Twitch