PowerUps
Streets of Rage 4 analisis

Streets of Rage 4 – Análisis PS4

ruleta online

Un popurrí de golpes con sabor noventero

Corrían los años 90 cuando los géneros beat’em up y shoot’em up se disputaban el puesto por ser el más famoso de las recreativas y consolas. Allá por entonces NEO GEO todavía tenía poder suficiente como para plantarle cara a la poderosa Capcom, mientras que las compañías SEGA y Nintendo luchaban sin cuartel por el control del mercado doméstico de los videojuegos. En aquella época fue cuando SEGA, puso en el mercado, para SEGA Mega Drive, Streets of Rage, un beat’em up que cuajó de una manera descomunal entre los usuarios. Un videojuego que marcó una época por su acción, diversión y sobre todo con un tema principal que quedó grabado en la memoria de todos los que lo jugaron. Aquí empezó la lucha contra la organización criminal de Mr. X. aquí comenzó la historia de Adam, Axel y Blaze en Streets of Rage.

De vuelta a las calles de Wood Oak City

Han pasado diez años desde que Mr. X y su peligrosa organización criminal se derrumbara. Desde entonces, todo parecía estar tranquilo en Wood Oak City. Sin embargo, el legado de Mr. X aún seguía vivo en la oscuridad. Una nueva organización ha surgido, descendientes directos de Mr. X, están empezando a corromper a las fuerzas del orden. Estos acontecimientos han obligado a que los ex agentes Axel Stone y Blaze Fielding unan de nuevo sus fuerzas para ponerle fin a esta amenaza que, junto a nuevos defensores de la libertad, Cherry Hunter y Floid Iraia, trabajarán  codo con codo por recuperar la normalidad en la ciudad.

Streets of Rage 4
Apariciones estelares como la de Adam Hunter, el padre de Cherry, darán lugar durante la aventura.

Como era de esperar, el argumento de Streets of Rage 4 no parece separarse un ápice de la línea seguida por la franquicia través de los años. Simplemente se trata de una mera excusa para hincharnos a mamporros contra todo maleante que aparezca en pantalla, ya sea de las corruptas fuerzas del orden, o pertenecientes a la organización criminal formada por los mellizos Y. En este aspecto, la verdad es que no me esperaba un argumento demasiado elaborado ya que, lo que uno busca en este tipo de videojuegos, es saber lo justo y necesario como para pasar lo más pronto posible a la acción. Por lo tanto, cumple su función, como era de esperar, y no deja lugar a dudas del porqué nos estamos liando a ostias con estos criminales.

Gráficamente impactante

Uno de mis mayores interrogantes antes de ponerme a jugar a Streets of Rage 4 era si esta nueva entrega encajaría tanto gráfica como jugablemente dentro de la franquicia y la época en la que estamos. Como ya sabemos, la industria está pasando por un periodo donde unos estilos y géneros están muy marcados y a veces es bastante impredecible saber si un juego cumplirá con las expectativas. Sin embargo, después de esto, tengo que decir que el equipo de desarrollo ha logrado un apartado estético que encaja perfectamente.

El trabajo de arte y diseño de Lizardcube es totalmente impactante, renovando lo justo en cada uno de los aspectos estéticos tanto en diseño como en las animaciones de los personajes y escenarios, cumpliendo el objetivo de no desviarse de su línea original, pero con ese punto de innovación que llama bastante. Todos los personaje están dibujados a mano fotograma a fotograma, rediseñado a muchos y creando desde 0 a los nuevos, consiguiendo un diseño impactante.

Streets of Rage 4
Como buen beat’em up el mobiliario está para romperse.

En cuanto al diseño de los escenarios tengo que decir que encajan a la perfección con todos los elementos, siguiendo la línea de los personajes, llenos de color y muy animados, o lo que sería los mismo, llenos de vida.

Además, para los pixelfans existen opciones gráficas con filtros retro seleccionables en el apartado de opciones de vídeo, dónde se puede modificar la luminosidad, los tipos de sombras, los detalles ambientales, los detalles en primer plano y el postprocesado; aplicando tres tipos de filtros: fulgor, retro y tele retro. Detalles que siempre agradecemos los amantes de lo retro y como no, los de la saga Streets of Rage.

Una jugabilidad consumada

En cuanto a su jugabilidad, no podría recriminarle nada malo a esta magnífica obra, innovando solo lo justo y necesario. Streets of Rage 4 hace sentir en los mandos la jugabilidad de esos clásicos que crecieron junto a muchos de nosotros.

Una excelente distribución de los botones y que se pueden configurar a nuestro antojo, usando la clásica cruceta de dirección o el stick analógico, o remapeando cada uno de los botones del panel frontal o los gatillos, reservados para golpear, saltar, proyectar, realizar ataques especiales, coger armas, lanzarlas… Que, junto a una respuesta digna de un título de estas características, hace que jugar a esta entrega se convierta en un disfrute constante durante los doce niveles que lo conforman, sólo o acompañado, en línea o en modo local, o con un total de hasta cuatro jugadores simultáneamente. Cualquier opción es válida para que dos décadas después volvamos a sentir la esencia de una franquicia que consiguió que muchos pasaran tardes de juego en casa de sus amigos disfrutando de esa joya de la industria.

SoR 4
Los viejos conocidos de la franquicia seguirán manteniendo su estética retro.

Pero también me voy a permitir el lujo de hablar de sus novedades, que como ya dije, tiene las justas como para sentir ese punto de innovación sin que abrume demasiado. Como ya dije tenemos nuevos personajes, Cherry Hunter y Floid Iraia, estos hacen un total de cuatro al inicio de la aventura. Sin embargo, Lizardcube no ha querido dejar a ningún conocido de la serie fuera y los ha invitado a todos como si de una fiesta se tratara; Adam Hunter se incorpora capítulos tarde, y los personajes de estilo retro de anteriores entregas se podrán ir incorporando al elenco una vez vayamos finalizando la aventura o subiendo el nivel de experiencia, que es acumulable partida tras partida. Esto hace que consigamos hasta un total de diecisiete el número de personajes seleccionables a la hora de jugar a Streets of Rage 4.

Pero aquí no acaba la cosa, el equipo de desarrollo no se ha conformado con invitar a viejos conocidos a esta fiesta de golpes y se ha tomado el placer de añadir un par de niveles retro a la aventura, por supuesto ocultos, y que dejaré que descubran por vuestros propios medios.

Boss SoR4
Como de costumbre, tendremos que enfrentarnos a peligrosos Bosses.

Duración engañosa

En cuanto a su duración podríamos decir que es algo breve, aunque tengo que reconocer que es un juego bastante rejugable. La historia principal se me hizo demasiado breve, tres horas para completar la aventura en dificultad normal que se me pasaron volando, sin embargo, tenemos un total de cinco niveles de dificultad: fácil, normal, difícil, dificilísimo y manía, que superar antes de dar por terminada esta aventura.

Además, tenemos distintos modos de juego: Modo Historia, el modo principal del videojuego, el modo Arcade, se trata de un modo en el que únicamente tenemos un crédito y no se puede guardar partida, el modo Combate con Jefes, que básicamente se trata de un Boss rush con ranking en línea, modo Combate, se trata de un modo versus, y finalmente Selección de fase. Este último se trata de repetir fases en distintos niveles de dificultad con el fin de mejorar la puntuación. También y como novedad, podemos unirnos a partidas en línea con otros jugadores y disfrutar de su modo multijugador, en el que, de momento, siempre he encontrado jugadores con los que pasar un buen rato.

En conclusión, Streets of Rage 4 es algo más que una simple historia que completar, y muestra de ello es la enorme rejugabilidad que pone en bandeja a los jugadores, consiguiendo nuevos personajes, buscando niveles ocultos o simplemente mejorando las puntuaciones en los niveles más altos de dificultad.

Streets of Rage 4
¿Eres fan del pixel? Pues elige tu filtro preferido desde las opciones.

A ritmo de golpes

No me cabe duda de que Streets of Rage 4 no sería lo que es si no fuera por su banda sonora. El equipo de compositores entre los que están Yūzō Koshiro y Motohiro Kawashimacompositores de la serie original Streets of Rage o la compositora Yoko Shinomura,  conocida por sus trabajos en la serie Kingdom Hearthstone, Xenoblade Chronicles o Parasite Eve entre otros,  han conseguido, junto al equipo original, mantener la esencia de la franquicia en todos y cada uno de los temas, mezclando los sonidos clásicos con los contemporáneos, dando como resultado una magnífica banda sonora que aderezan de manera magistral todos la aventura y que se puede reemplazar por la clásica en el menú de opciones.

Conclusión

Streets of Rage 4 ha conseguido reunir todos y cada uno de los elementos que cualquier fan de la saga esperaba para una nueva entrega digna, arriesgando lo justo y apostando al caballo ganador en cuanto a sencillez. Bonito, divertido y exigente, sabiendo innovar donde debía. Un videojuego de un género que, aunque caído en el olvido, ha sabido encajar en el mercado por las altas dosis de cariño puestas en su desarrollo, enamorando al jugador en cuanto se pone a los mandos. Una obra de arte atemporal de la que no me cabe ninguna duda que ha conseguido estar a la altura del clásico de SEGA.

Nota: 9/10

* De acuerdo con nuestra política, informamos a nuestros lectores que este título ha sido analizado gracias al envío de una copia de prensa por parte de Cosmocover.

Alberto

Alberto

CEO PowerUps. Jugador de la vieja escuela, lector de todo lo que cae en mis manos y apasionado de los indies. "Los videojuegos ya no son como los de antes".